Averías de coche que se repiten con mayor frecuencia

Los coches se comportan como un ser vivo, cuando reciben un mantenimiento preventivo adecuado su funcionamiento es el mejor a menos que se encuentren con diversas situaciones externas que le causen daños en diversas zonas.

En cambio cuando el coche no es revisado ni mucho menos es llevado al taller mecánico, puede comenzar a presentar las averías de coche más comunes, estas suelen presentarse en repetidas ocasiones hasta que empeoran y se recomienda detener el coche por completo.

¿Cuáles son las averías de coche más comunes y frecuentes?

Ahora bien, aunque se mantenga un excelente mantenimiento y se cambien las piezas más complicadas antes de su deterioro, los sistemas puede ser propensos a sufrir las averías de coche más comunes por causas externas, estas averías son:

*Pérdida de aceite: El aceite es parte fundamental para el motor del coche ya que ayuda a lubricar sus piezas, es normal apreciar manchas de aceite en el suelo debajo del coche y esto se debe a una fuga del mismo cuando su nivel está muy por debajo de lo normal.

*Fallas eléctricas: Esta también es una avería frecuente ya que en los coches más actualizados el sistema de iluminación, climatización y limpiaparabrisas son automáticos, lo que hace que la complejidad del sistema eléctrico aumente y por su uso constante se deterioren.

*Problemas de arranque: Puede ser que ocurra un problema con el motor o con los inyectores del combustible, lo que hace que la funcionalidad de arranque del coche falle al intentar encenderlo y esta no se mueva.

*Fallas de suspensión: Cuando el sistema de suspensión presenta algún problema se pueden causar fallas mucho más graves en el coche que tienen que ver con los amortiguadores, los neumáticos y la dirección, ocasionando una pérdida total.

*Fallas de enfriamiento: Esto suele suceder cuando se pasa mucho tiempo sin utilizarlo y de repente se enciende, por lo general no enciende o se recalienta, esto puede suceder por un desgaste de los conductos que evitan la salida del aire.

¿A que se deben estas averías de coche más comunes?

Estas averías de coche más comunes se deben principalmente a la falta de mantenimiento y a factores externos, sin embargo el mal uso de parte de los conductores también es un factor predominante en las causas.

Entres este mal uso está el descuido por el tipo de combustible que se utiliza, no usar el freno motor, circular en punto muerto, circular por zonas poco adecuadas para el tipo de coche y pasar sobre los testigos luminosos con demasiada frecuencia, causando un desnivel.